26 ene. 2015

CONGRESO DEROGÓ POR AMPLIA MAYORÍA LA LEY PULPÍN


Recortar derechos laborales no promueve la inversión sino el desempleo, según la experiencia de varios países.

Acción  Popular propondrá la creación de Comisión Multipartidaria que encare y solucione problemática juvenil.

El Pleno del Parlamento derogó el día de hoy la Ley  30288 sobre régimen laboral juvenil   con 91 votos a favor, apenas 18 votos en contra y 5 abstenciones. El congresista Yonhy Lescano, en su condición de  vicepresidente de la Comisión de Trabajo y Seguridad  Social, fue quien sustentó los siete proyectos de ley acumulados y  presentó el texto final que fue votado. Lescano dijo  que esta derogatoria es positiva ya que recoge el clamor de la gran mayoría de trabajadores jóvenes del país que rechazaron la norma desde el primer momento, lo que fue confirmado  en  una reciente encuesta de Ipsos Apoyo que señala que  el 72% de la población a nivel nacional  rechaza esta ley, la misma que resultaba groseramente inconstitucional al crear un régimen abusivo y discriminatorio para los trabajadores de 18 a 24 años de edad, que por razón de su edad accedían a un tipo de contrato con derechos recortados y sueldo reducido. En efecto no iban a tener gratificaciones, ni CTS, ni asignación familiar, vacaciones de sólo 15 días, etc. En cuanto al sueldo sólo iban a ganar un sueldo mínimo de S/. 750, pero resulta que este sector de trabajadores ya venía percibiendo una remuneración de S/.986.00 con contrato y aún teniendo secundaria incompleta;   un sueldo de S/. 1 162.00 si tenía secundaria completa; un sueldo de S/. 1 252 si acreditaban educación técnica; y una remuneración de S/. 1 601 si tenía educación universitaria,  según las estadísticas de ENAHO 2013 del  Ministerio de Economía.

La bancada de gobierno en su desesperación de salvar la írrita ley, y ya contra las cuerdas,  ofreció incorporar  gratificaciones y CTS; sin embargo esto resultaba demagógico no sólo porque el Ejecutivo –voluntariamente- nunca ofreció incorporar estos derechos, sino porque, el verdadero problema que debería enfrentarse con una ley integral, es el de crear incentivos para la formalización de las empresas. Si hay un proceso gradual de formalización, no habrá recorte de derechos sino ampliación de los mismos.

Hay que tener presente que en todos los países en los que se aplicaron regímenes como el que se acaba de derogar, vale decir, que recortan o flexibilizan derechos laborales (España, Alemania, Francia, Grecia, Portugal, etc), esto no incentivó la inversión privada, sino más bien agravó el desempleo y la precarización del trabajo.

Lo que sigue –en el corto plazo-  es constituir una Comisión Multipartidaria con la participación de todos los sectores involucrados que redacten un anteproyecto de nueva ley del trabajo de los jóvenes, con un enfoque de reconocer plenos derechos laborales a este importante sector de la PEA ocupada.

Lima 26 de enero del 2015.

 Agradecemos su difusión.
Contacto de prensa:
RPC: 997526724
Despacho 311-7462

No hay comentarios:

Publicar un comentario